Acercando a los más pequeños al mundo de la música

Buenos días! Soy Elzbieta y para la publicación de hoy he elegido un tema que seguramente va a interesar a muchos de los padres cuyos niñ@s tienen un marco de edad entre 3 y 5 años.

       Mi alumna Valentina, junto con su hermana María (2 años)



Antes de empezar a tocar un instrumento es importante que un niño tenga unos conocimientos musicales generales para que luego pueda  decidir qué instrumento musical le interesa más. Éste será su compañero fiel durante la época de la formación musical y, tal vez, durante toda la vida.

El niño que entra en contacto con la música aprende a convivir de mejor manera con otros niños y además establece una comunicación más armoniosa con el ambiente que le rodea.
La música es una de las actividades preferidas de los niños. Les proporciona seguridad emocional, confianza, se sienten comprendidos al compartir canciones.

Para niños entre 3 y 5 años, con una baja capacidad motriz y con dificultad para centrarse largo rato en una tarea, son ideales los instrumentos fáciles de tocar y que emiten melodías simples como xilófonos, tamborines, bongos o pequeños pianos.





Los objetivos en esta etapa infantil son los siguientes:
  • Desarrollar la sensibilidad auditiva y el sentido rítmico a través del movimiento del cuerpo.
  • Reconocer los distintos instrumentos musicales y sus sonidos.
  • Desarrollar la atención, la concentración, la memoria y la expresión personal.
  • Despertar el amor por la música.

Si el niño se muestra interesado por la música y por el instrumento musical que ha elegido, el aprendizaje será un estímulo que estará movido por la motivación. Con ingenio del profesor se puede crear muchas actividades que les permitan a los pequeños acercarse a la música de manera divertida y enriquecedora.











Fuentes: www.aprendiendoconmartin.blogspot.com.es
                     www.guiainfantil.com

Comentarios

Entradas populares